01 septiembre 2014

SONORAMA 14 (16-8-14) Aranda de Duero: BELAKO - NACHO VEGAS - AJO & JUDITH FARRÉS - GRISES - EXSONVALDES - EL COLUMPIO ASESINO

Con el sol de la tarde al lado del escenario principal abren la jornada Belako emergente banda de Munguía que ofrecieron una entretenido vigorosa actuación. El ambiente se tornó postpunk cuando los teclados tomaban protagonismo mientras que cuando las guitarras se pusieron al frente, tomó protagonismo el rock alternativo más voluminoso. Arrebatos entre punkarras y grungeros en las voces de Cris y Lore y toques electrónico como referente de esta agradable sorpresa. Nacho Vegas es otro clásico del festival, genuino tanto en sus cercanas canciones (las últimas) como en su distante puesta en escena (la timidez). El repertorio se centro en las canciones de su último disco "Resituación" aunque abrió con "Nuevos planes idénticas estrategias" que no pareció conectar con el público. "Rapaza de San Antolín", "Ciudad Vampira" y "Adolfo Suicide" fueron desperezando a un público que reaccionó definitivamente cuando apareció una representación del Coro Maravillas para poner voces a "Polvorado" y "Runrún". Entre ambas el asturiano nos recuerda, entre irónico y trascendental que la gente encaramada a las vallas de Melilla tiene los mismo derechos que los “indies” que beben cerveza y que los que nos roban el dinero y los derechos son blancos clase alta. En la segunda parte clásicos de los últimos años como "Perplejidad", la también comprometida "Como hacer crac",  "La gran broma final" para terminar con "El hombre que casi conoció a Michi Panero".

En uno de las pequeñas carpas que pueblan el recinto sonorámico se cuela la propuesta de Ajo & Judith Farrés, la incombustible y eterna micropoetisa desgrana irónica e inteligente poesía breve, acompañada de samplers que escupen ruidos varios según requiera cada momento.  Sencilla puesta en escena desde la que susurrarnos aforismos para cuidarse del amor y del desamor... en  lucha con el sonido de los escenarios mayores. Sobrevivieron pero mejor disfrutarla en recintos adecuados.Grises siguen creciendo y llenando escenarios grandes, ofrecieron sus dosis habituales de explosivo rock electrónico con dosis de pop ambiental. Los de Zestoa con la versátil Amancay como frontwoman derrocharon energía desborda con "Plástico eléctrico", "Wendy" o "Parfait" la canción que da título a su último disco. Los franceses  


Exsonvaldes engancharon con una mezcla del pop más festivo "Days" y las melodías más íntimas "Seahorses". Sorprendieron con una versión de "Enamorados de la moda juvenil" para acabar una actuación de las que te deja la sonrisa en la boca.  

El Columpio Asesino cierra escenario principal presentando "Ballenas muertas en San Sebastián" un disco arriesgado de ambientes oscuros y desarrollos densos, difícil de defender en un festival de este tipo... se empeñaron con acierto en ello, abriendo con "Babel" y lo consiguieron aunque al público le costó entrar. Sobrios en el sonido el protagonismo queda en la guitarra y sobre todo voz de Cristina Martínez. Al final repaso de éxitos con una excelente "Perlas" a la que siguió la inexcusable "Toro" con la aparición de Nacho Vegas, para finalizar por todo lo alto con "Vamos"


Etiquetas: ,